Valores

Los beneficios de vivir con un perro durante el embarazo


Los perros no solo aportan beneficios a los niños y a la familia, como también a las mujeres durante el embarazo. Tener un perro en casa, en el embarazo, genera no solo apoyo como también compañía, cariño y afectividad. Claro que, como todo, hay que tener ciertos cuidados de higiene y limpieza, así como determinar algunos limites en la relación de los dos.

Cuando la mujer tiene un perro en casa y descubre que está embarazada, puede que le surja preguntas como ‘¿cómo llevaremos eso de tener un perro y un bebé en casa?’, ‘¿Será que el hecho de vivir con un perro representa un riesgo para mi embarazo?’, o ‘¿Será compatible la convivencia de mi perro con mi bebé?’. Todas esas dudas se desvanecerán cuándo se conozcan las razones por las que tener un perro en casa, durante y después del embarazo:

Estudios científicos han comprobado de que muchas mujeres percibieron que su perro sabía antes que ellas, que estaban embarazadas. A través de su olfato, los perros pueden detectar no solo enfermedades como también que la mujer está embarazada.

Y no solo de la embarazada como de toda la familia. Durante el embarazo, las hormonas revolucionan el estado emocional de las mujeres. Aparte de eso, las preocupaciones pueden causar estrés a muchas mujeres. El perro, en esos casos, también ayudará a la mujer a estar más relajada y a sentirse mejor. Tener un perro cerca es poder disfrutar de mucho cariño incondicional.

Los perros son fieles amigos y cuidadores. ¡Los mejores! Ellos nos enseñan valores como la amistad, la empatía, y responsabilidad. Ellos cuidarán de la mujer embarazada y estarán pendientes de ella las 24 horas del día. La mujer se sentirá cuidada, atendida y comprendida al lado de un perro. Nunca estará sola.

Cuando tienes un perro en casa, eres responsable de él. Un perro también necesita de cuidados básicos como higiene, comida y juegos. Además, necesitará caminar para pasear y hacer sus necesidades. El hecho de que la mujer tenga que salir con su perro, le ayudará a mantener la forma y evitar problemas como la hinchazón, la obesidad, etc.

Durante el embarazo, es común que la mujer sufra arrebatos de cambios de humor. Se sentirá incomprendida y sola, en algunos momentos. No importará al perro si lloras, si te enfadas, si ríes… él siempre estará a tu lado en todas las situaciones. Sentirás comprendida a su lado.

Puede que tenga 10, 30 o más quilos, el perro siempre tratará a la mujer embarazada con delicadeza. Será cuidadoso y no será casi necesario establecer límites físicos. El perro sabe que estás embarazada, lamerá tu barriga y jamás te hará daño.

Como los perros dependen 100% de los cuidados de la embarazada, esa aprenderá a ser madre con ellos. Al fin y al cabo, tener a un perro en casa es como tener a un hijo que necesita de todos los cuidados y cariño.

El perro no solo es el mejor amigo de la mujer embarazada como también de su bebé. Será su mejor cuidador. Lo vigilará, y estará pendiente por si despierta, por si llora, y no permitirá que ninguna persona desconocida se acerque al bebé. Él se dará cuenta, antes que tu, que el bebé está sucio o que se ha despertado por las noches.

Los perros necesitan de los mismos cuidados, viviendo o no con una mujer embarazada. Necesitan estar sanos y revisados periodicamente por un veterinario, estar bien alimentados, vacunados, limpios y hacer ejercicios físicos. La mujer embarazada sí que debe extremar los cuidados en cuanto a la higiene.

Consejos: Si tienes un perro o has decidido tener a uno durante tu embarazo, puedes estar segura de que tendrás a tu lado a un hijo muy cariñoso y a un amigo fiel y leal.

Puedes leer más artículos similares a Los beneficios de vivir con un perro durante el embarazo, en la categoría de Quedar embarazada en sitio.


Video: CONSEJOS PARA CUIDAR SU EMBARAZO (Diciembre 2021).